TRA1.jpg

APLICACIÓN DE TOXINA BOTULÍNICA

La aplicación de toxina botulínica es un tratamiento efectivo en padecimientos neurológicos que afectan la movilidad de las extremidades del cuerpo debido a la presencia de espasticidad. A través de una evaluación dinámica y detallada se seleccionan músculos específicos en los cuales se infiltra dicho medicamento con la finalidad de relajar dichos músculos para promover un mejor movimiento y facilitar el reentrenamiento de patrones normalizados del mismo.

De igual manera se ha constituido como un tratamiento efectivo para la migraña logrando disminuir el numero de cuadros agudos hasta en un 80% de los pacientes cometidos a dicho tratamiento en manos de un experto.